Todas las entradas de: Cristina

CÓMO CUIDAR LA BATERIA DE UNA CARRETILLA ELEVADORA

Cada día son más las empresas que optan por utilizar carretillas elevadoras eléctricas en sus empresas, sobre todo por los altos precios de los combustibles, una mayor conciencia ecológica y las tecnologías mejoradas que hacen de las carretillas elevadoras eléctricas una muy buena opción para muchos.

bateria unicarriers

La verdad es que una carretilla elevadora eléctrica puede durar muchos años si se hace un uso correcto de ella, principalmente si se mantiene adecuadamente la batería. I es que la batería puede representar, en las carretillas elevadoras eléctricas de alta tecnología, hasta el 30% del costo total de la máquina. Y además, un fallo en la batería puede ser mucho más costoso de lo que nos podemos imaginar. De ahí la importancia de tener en cuenta una serie de consejos que nos propone Romain Lamy, Product Manager Electric Counterbalance de Unicarriers, para mantener la batería de manera eficiente y rentable el mayor tiempo posible.

  • Planificar el trabajo del día en función de los los períodos de carga de la batería.

Al planear el día, es importante tener en cuenta las cargas de batería. Si se programan reducirá el número de paradas no planificadas y con ello mejorará la seguridad. Puesto que si se programa una carga de la batería, es menos probable que el conductor realice maniobras apresuradas cuando la batería está baja, porqué quiere finalizar la tarea que está realizando.

·        No utilizar la batería si tiene menos del 20% de carga.

Una batería de una carretilla elevadora no es como la batería de un Smartphone. Si la batería se descarga por completo, se pueden producir daños importantes en algunos componentes y el motor puede fallar inesperadamente. Cuando la batería alcanza niveles de carga bajos, la transmisión y los sistemas hidráulicos de la carretilla pueden incluso disminuir la velocidad, lo que puede afectar incluso a la productividad.

Debe asegurarse de que el indicador de descarga de la batería tenga la configuración correcta para su batería e incluso, si es posible,  hay carretillas que disponen de sistemas de administración de baterías que evitan automáticamente la descarga profunda y extienden la vida de la batería.

·        Controlar el nivel del agua de forma periódica

El agua es absolutamente esencial para el funcionamiento y la duración óptima de la  batería. Durante el funcionamiento, la batería está cargada y parte del ácido de la batería se convierte en agua, que luego se disocia en hidrógeno y gas oxígeno. Esto hace que baje el nivel del agua, lo que puede exponer las placas de la batería  al contacto con el aire; y provocando que el material se oxide, se seque, o se vuelva quebradizo, lo que puede ocasionar daños permanentes. Por ese motivo es vital agregar periódicamente agua destilada a la batería, normalmente cada 5 o 10 cargas.

·        Cuidado con los ciclos de carga rápidos

Reducir el tiempo de inactividad en un 10% con una carga rápida puede sonar atractivo, pero puede tener un precio. Aunque todos los sistemas de baterías se pueden cargar rápidamente, el calor generado durante la carga realmente puede afectar la vida útil de las baterías de plomo, que se encuentran comúnmente en carretillas elevadoras. Las baterías de litio y níquel también pueden verse afectadas, pero no en la misma medida. Tenga en cuenta pues que los ciclos de carga rápidos son perfectos para situaciones de emergencia cuando el tiempo de actividad alto es crítico, pero no deberían ser la solución a la que recurrir.bateria carretilla elevadora

·        No olvide el mantenimiento.

La sulfatación es una de las principales causas del daño prematuro de la batería. Esto ocurre cuando se forman cristales blancos de sulfato de plomo en las placas, lo que puede ocasionar tiempos de carga más largos, una duración de la batería mucho más corta y la pérdida de potencia. Es importante verificar si hay cristales en la batería, y si encuentra signos de sulfatación, solicitar asesoramiento a un técnico sobre los pasos que debe seguir.

·        Cuide bien el cargador.

El cargador de batería es una de las partes más importantes en una carretilla elevadora eléctrica. Los cargadores no son baratos, y pueden dañarse fácilmente en un almacén ocupado tratando de mantener un alto tiempo de actividad. Mantenga los cargadores alejados de las carretillas elevadoras y otros equipos, asegurándose de que los cables y los enchufes no estén aplastados debajo de las ruedas de las máquinas.

Las baterías y su mantenimiento pueden suponer un gran costo para una empresa, por lo que seguir estos consejos puede ayudarle a obtener el máximo provecho de su inversión.

Cómo optimizar la flota de carretillas elevadoras cuando cambian los requisitos en una empresa

Prever las cargas de trabajo en una empresa no siempre es fácil, y menos aun cuando estas requieren ser planificadas a largo plazo para evaluar la posibilidad de invertir en la compra de maquinara como por ejemplo, las carretillas elevadoras.

Es verdad que hay empresas, normalmente de gran tamaño, que pueden trabajar de forma planificada e incluso redistribuir sus carretillas en otros departamentos o incluso en otras sedes, cuando baja la producción en una de ellas. Pero en el caso de las empresas de tamaño mediano o reducido, a veces es difícil soportar el coste de amortización de una máquina como una carretilla elevadora, si esta no está en pleno funcionamiento los 365 días al año.

Una buena opción a considerar para pequeñas y medianas empresas (PYME), a quienes les es complicado planificar las cargas de trabajo, porqué estas a menudo dependen de terceros, es considerar la posibilidad de alquilar carretillas elevadoras. A menudo, las empresas inflan los costos de funcionamiento de una carretilla elevadora porque se hace un uso incorrecto de ella. Es decir, se utiliza en situaciones y contextos de trabajo en los que este tipo de vehículo no es el adecuado, sino que debería utilizarse otro más acorde a las características de trabajo para cada ocasión. De modo, que no sólo es importante ajustarse a las cargas de producción, sino que también es necesario disponer de la carretilla elevadora adecuada al tipo de mercancía que se debe manipular en cada momento.


Llegados a este punto, en algunas ocasiones es mejor para las empresas alquilar carretillas en vez de inmovilizar el capital o hacer un uso incorrecto de estas. Es por ese motivo que una opción buena y eficaz para las PYMES puede ser realizar un alquiler, con la empresa proveedora de carretillas elevadoras habitual. Un alquiler sea flexible y adaptado a las necesidades específicas. De ese modo, el empresario puede tener un control total del costo e inversión de las carretillas elevadoras alquiladas, independientemente de cómo cambie su negocio y sus requisitos.

A la hora de alquilar, no existe una única forma, sino que lo que cada empresa debe hacer es buscar un acuerdo de alquiler que se adapte a su negocio, ya sea grande o pequeño. Un contrato de financiamiento que permita actualizarse en función de si las necesidades de su negocio cambian. Un acuerdo flexible que permite tener flexibilidad de acuerdo a las cargas de trabajo derivadas de la volatilidad del mercado a las fluctuaciones estacionales de cada momento.
Además, existen otros beneficios si se hace un contrato de alquiler de carretillas, como por ejemplo actualizar la flota envejecida, ya que un contrato de financiación/alquiler puede ofrecerle una alternativa rentable y flexible a un plan de reemplazo de carretillas que puede llegar a ser muy costoso y arriesgado.
Realmente, la opción de un contrato de alquiler de carretillas en lugar de disponer de una flota propia, puede ser una solución muy rentable para las necesidades comerciales de empresas PYMES, tal y como afirma Tobias W. Laxa, Marketing Manager de Unicarriers.